La «pinsa»: la revolución de las pizzas

0
553

Sí, «pinsa», porque en Madrid, concretamente en Its Pinsa, encontramos una evolución muy curiosa del producto estrella italiano, la pizza, suponiendo una revolución en el panorama de los restaurantes italianos a los que estamos acostumbrados en España.

Además, el lugar donde podremos encontrar esta delicia está situado en pleno centro de la capital, nada más ni nada menos que al lado de Plaza Mayor, una zona con un ambiente de empedrado y tonos cálidos que le viene a la perfección.

En general, es una opción muy interesante para descubrir un poco más de la gastronomía y, en general, de la apasionante cultura italiana y disfrutar de una comida con amigos, pareja o familia. Por otro lado, hay que destacar la sensación de no pesadez por la combinación de los distintos ingredientes (masas hechas de diferentes tipos de harinas: de trigo, maíz y soja) hacen todavía más agradable comer aquí. Así que, sin duda alguna, una buena opción para elegir.

Pero, vamos con las pruebas, ¿cómo se puede alegrar aquí el paladar concretamente?

De entrante probé provolone con salsiccia.

De principal, dos pinsas: Fabio y Tartufata, a cada cual más sabrosa y a la vez ligera. Para los amantes del queso una delicia, y para los que no lo son tanto como yo, al ser tan suave y nada pesado, se aprecia una buena combinación con los demás ingredientes.

Y, de postre, el ESPECTACULAR TIRAMISÚ, sí, porque como el de mi madre ninguno, pero este está increíblemente cremoso.

Y antes y después de la comida, una bebida típica italiana.

Comparando con la experiencia de otros comensales, vemos que la opinión positiva se repite:

«Está increíblemente bueno todo, la calidad es muy alta, tanto de los entrantes como de los principales y postres. No sé si será auténtica comida italiana pero sin duda, está a la altura de la misma. Además, el trato es muy cálido y amable, están muy atentos de si está siendo de tu agrado y si falta a algo.»

«El sitio es acogedor, y muy bonito, el servicio muy atento y simpático. La comida, la verdad es que la carta no es muy extensa pero no es necesario, lo que podas te va a gustar. Pedíamos unos rollitos de queso de entrante y al principio, parecía que estarían «grasosos», todo lo contrario, crujientes y el queso muy rico. Las pizzas de sabor riquísimas y muy abundantes de relleno. El postre Canolo y Pannacota, gran sabor. Un 10 al chef y al servicio».

Y es que es un lujazo poder encontrar lugares, y más si hay comida de por medio, que logren teletransportarte a un país tan de cuento como Italia.

¿Qué no los encuentras tan fácil?

¡Pues ya estoy yo para contártelo y abrirte el apetito!

Comentarios

Comentarios